viernes, 19 de octubre de 2007

por los pelos


pues eso que por los pelos no me he matado, la ostia que me he metido esta tarde con el coche era para eso, si hubiera ido un poquitín más rápida o no hubiera frenado un poco, no sé yo, ahora mismito estoy en estado de shok y recordando todo lo ocurrido antes del accidente, porque vamos a ver, las casualidades existen o no, o es causalidad? o es el jodido destino que le da por hacer tonterias, o es simplemente unas puñeteras coincidencias que se juntaron. En primer lugar, se supone, o debería suponerse por lo que comentan los supersticiosos (cosa que yo no soy) que el número trece da mala suerte, pues nada, me preparo la mochila para irme a casa, y veo que en la mesilla de noche de mi antigua habitación está el libro de "el cuento número trece" y le pregunto a mi abuela si está bien el libro, me dice que si, que está genial, y digo bueno pues me lo llevo, aunque el número trece pues..... no se yo.. no se yo...
Pues nada, cogo el coche y me voy, cuando llego a la carretera, dos minutos antes de estamparme lo que estaba pensando era exactamente.... "a ver si me llaman del hospital de la Fé para lo del implante coclear, debería ir haciendo una selección de canciones que siempre me han llamado la atención para oirlas, y creo que la primera será la de "I will survive" pues mira que bien, que si, que sobreviví al impacto, es que vamos, fue una tonteria la verdad iba muy rápido, por el carril de la izquierda y había dos semafóros el primero para mi se acababa de poner en rojo y había otro 500 metros mas para allá que era el que estaba viendo yo en verde así que seguí toda confiada, la otra chica iba a doblar porque su semáforo se acababa de poner en verde, total que yo ví a la chica intentando acelerar y yo intentando frenar pero nada, me la estampe, le meti la rueda dentro y le rompí parte del chasis, el mio quedo peor, lo que pensé mientras me estampaba, no lo sé, fueron un montón de pensamientos intentando penetrar en la cabeza al mismo tiempo que lo que ahora recuerdo fue el "que no se enteré mi abuela que la mato del susto" lo segundo fue "coño, menuda ostia" lo tercero fue joder que aún me quedan dos días. Todo fue a partir de ahí como a cámara lenta, la chica chillándome que estaba verde, que que coño te pasa, yo intentando sacar el coche del centro de la calzada, pero de los nervios se me calaba continuamente, la gente me pitaba, hubo uno que paso y me hizo un corte de mangas, joder ni que lo hiciera exprofeso para joderle el fin de semana, como pude saque el coche de allí, entre los pitidos de la gente y sobre todo las miradas de morbosidad de los conductores, qué mundo esté pensaba, la única que al final parecia más o menos normal fue la otra conductora que después de gritarme de los nervios, sacó el móvil y empezo a hacer llamadas a diestro y siniestro, me pregunto algo, pero estaba de espaldas y cuando me di la vuelta le pille media frase, así que le dije que era sorda y tenía que leerle los labios, ningún problema me dijo, quieres que llame a alguien, le dije si podia llamar a mi hermana porque mi madre no estaba y no queria preocupar a mi abuela, así que la llamo, mi hermana estaba trabajando y mi amigo también, así que me ví como Gary Cooper "sola ante el peligro", que iba a hacer, la chica siguió haciendo llamadas y bueno se puso a llorar no sé que me paso por la cabeza y la abrace intentaba tranquilizarla cuando yo en el fondo estaba peor que ella, le pregunte si estaba bien, y al final mientras ella seguia hablando me fui a sentar en un trozo de hierba que había, y bueno allí ya me entró la típica risa histérica de esas que te tienen que arrear dos ostias bien dadas para que se te pasen, mientras la risa se convertia en un llanto silencioso frente a las miradas morbosas de los conductores que iban más despacio de lo normal para no perder el mínimo detalle de toda la movida.
Al final vinieron el de la grua y el policia a participar de la fiesta, como no!!!!, hicieron el parte, el de la grua fue muy bueno conmigo, me llevo al depósito de vehículos justo donde trabaja mi cuñado, pero no lo ví porque trabaja de mañana, bueno al final llamaron al de asistencia para que me recogiera con el coche y me llevara a mi al taller que me corresponde y luego para mi casa, entre tanto nervio no me di cuenta de que tengo un corte en la pierna, superficial menos mal, y una magulladura al clavárseme el cinturón de seguridad y el golpe en la espalda que ahora ya me duele menos, bueno la tonteria esta me va a costar más de dos mil euros, porque como una es de confiada, y nadie quiso ayudarme con el seguro y al final me lo tuve que hacer sola y al ser novata pues el de a todo riesgo me hubiera costado un pastón, decidí hacerlo a terceros más un par de complementos que puse, bueno a la mierda, no sé lo que voy a hacer, igual arreglo el coche, una vez arreglado miraré lo que cuesta, si es la cantidad que imagino pues nada, lo venderé en el mismo taller, yo simplemente no puedo más.
Ultimamente me ha dado por pensar, sobre todo esta tarde, que quizás como en "el show de Truman", me han elegido para con una cámara oculta seguirme y hacermelas pasar putas unas detrás de otras, tipo documental para demostrar el aguante y resistencia de la raza humana, no te jode, pues aqui, capeando el temporal.
Qué será lo próximo, las inundaciones en la Vega Baja y mas en concreto en el pueblucho dónde vivo arrastrará mi casa hasta los confines del mundo!!!! no me extrañaria nada.
Hoy he descubierto que la vida son dos días, que las casualidades existen, después de ver el número de matricula del otro coche.
Frase del día: "Líbranos señor de encontrarnos años después con nuestros grandes amores" Cristina Peri Rossi.
un beso a mi angel de la guarda

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.